Estrategia naval rusa, Fleet-in-Being vs. Jeune École


Port Arthur / Fleet in Being

El 31 de marzo de 1904, la muerte del contraalmirante Makarov y la pérdida del acorazado Petropavlosk dió un giro de 180 grados a la estrategia de la flota rusa en los siguientes meses de la guerra. Ya no se saldría a batir a la flota japonesa, sino que se esperaría a que se enviaran refuerzos desde Europa, trayendo barcos de las flotas del Báltico y del Mar Negro, y una vez reunidos se utilizaría la táctica muy rusa de aplastamiento por superioridad.

Flota Rusa en Port Arthur

Flota Rusa en Port Arthur

La escuadra de Port Arthur al mando del contraalmirante Witheft, superior en acorazados a la japonesa en esos momentos, quedaría amarrada a puerto sin realizar salidas, debiendo la flota japonesa vigilar sus posibles movimientos. Esta actitud se refleja en la doctrina naval de conocida como Fleet in Being.

Fleet in Being, este término se usó por primera vez por Lord Torrington en 1690, y se desarrolló por Rudyard Kipling en 1898; viene a significar que la flota no se pierde si no sale del puerto, a la vez que causa al enemigo daño al tener que mantener recursos para controlar su potencial daño.

El mando ruso cedió el control del mar, y lo dejó en manos de su enemigo, que era exactamente lo que estos buscaban. Las operaciones de transporte de tropas y desembarcos de la península de Corea se desarrollaron sin interferencias por parte de la flota rusa.

Los éxitos continuos en tierra de las armas japonesas demostraron lo equivocada de esta estrategia. Los ejércitos japoneses pusieron cerco a Port Arthur, donde se refugiaba la escuadra, forzándola a salir.

Flota rusa en Port Arthur batida por fuego artillero

Flota rusa en Port Arthur batida por fuego artillero

En agosto de 1904 el contraalmirante Witheft, ordenó a la flota salir e intentar ganar Vladivostock, las condiciones no eran las idóneas  y, los japoneses los estaban esperando en las proximidades con todas sus fuerzas. La protección que suponía el puerto fue su perdición y acabó con el escuadrón de Port Arthur, tras la Batalla del Mar Amarillo (10/8/1904).

Vladivostock / Jeune école

Pero los rusos no sólo tenían en extremo oriente la base de Port Arthur, disponían también de la base de Vladivostock, donde se encontraba el escuadrón de cruceros al mando del vicealmirante Bezobrazov y posteriormente el contraalmirante Jessen (con 3 cruceros acorazados y 1 crucero ligero). La escuadra japonesa de bloqueo a la que se enfrentaba era superior en potencia y unidades, por lo que sus movimientos consistirían en mantener en jaque permanente a las líneas de transporte japonesas realizando continuas salidas, y evitando el enfrentamiento directo con el enemigo. La estrategia que desarrollaron estos buques durante las operaciones de 1904, se basó en postulados de la Jeune École .

Jeune école, fue desarrollada por los teóricos navales franceses durante el siglo XIX, reconociendo la abrumadora superioridad de la Royal Navy e intentando contrarrestarla. Esta doctrina de guerra naval abogó por el uso de pequeñas unidades para luchar contra una flota más poderosa, así como, realizar raids sobre las rutas de aprovisionamientos, capaces de poner fin al comercio de la nación rival. 

Cruceros Gromoboi y Rossyia en Vladivostock (1904)

Tal fue el éxito del escuadrón de Vladivostock, que la prensa japonesa llegó a pedir la cabeza (lo que en la cultura japonesa se conoce como hacerse el Hara Kiri ) del vicealmirante Kamimura, el comandante japonés encargado de bloquear y neutralizarles.

El final de esta escuadra fue consecuencia de la renuncia a sus principios. En agosto de 1904,  cuando se forzó la salida de la escuadra de Port Arthur, el contraalmirante Witheft telegrafió a Jessen para que apoyara la operación y realizara a su vez una salida. El momento conocido, y el rumbo previsto por el enemigo, supuso que se eliminara la sorpresa que reinaba en las operaciones de este escuadrón. Fue finalmente cazado por la flota de Kamimura en la llamada Batalla de Ulsan (14/8/1904), donde se hundió un crucero acorazado (Rurik), y se dañó gravemente al resto de buques.

Batalla de Ulsan (14/8/1904)

Batalla de Ulsan (14/8/1904)

En agosto de 1904 los japoneses habían terminado con el peligro de la flota rusa en el Pacifico al completo, ahora podían suministrar sus tropas sin peligro, reparar sus buques, y esperar a que los rusos mandaran una nueva flota.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s